11 Comiendo por Europa

domingo, 15 de noviembre de 2009

La comida en la literatura

¿Quién va a trabajar y quién va a comer?

Un padre dijo a sus hijos:
- Mañana vuestra madre va a hacer una empanada. ¿Quién va a comerla?
El mayor hijo dijo:
- Yo, padre, yo la comeré.
- Pienso degollar el cerdo - dijo otra vez el padre. - ¿Y quién va a comer el cerdo?
El mismo hijo volvió a decir:
- Yo, padre, yo comeré el cerdo también.
- Vamos a cocinar una oca. ¿Quién quiere comerla?
- Otra vez yo - dijo el mayor hijo.
- Mañana iremos al campo sembrado. ¿Quién, hijos, va a arar?
- Ehh, siempre yo, siempre yo, que sea otra persona esa vez! - dijo el mayor hijo.
La moraleja: No puedes comer siempre, debes trabajar también, porque como se dice ¨La persona que no trabaja, no debe comer!¨

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal